Ultrasonido del corazón con IA

GeeksTerra.- Recientes estudios demostraron que cerca del 40% por ciento de los sobrevivientes al COVID-19 presentan alguna deformación cardiaca, la cual de no ser atendida a tiempo puede desencadenar consecuencias fatales, se trata de miocarditis o pericarditis crónicas.

Imagen 3D del corazon
Imagen proporcionada por el Dr. Rosales

Ambos padecimientos se distinguen por la inflamación de las membranas del corazón lo que ocasiona palpitaciones o presión en el pecho, estos síntomas a veces se confunden con ataques de ansiedad, pero en realidad señalan problemas en el corazón que de ser detectados a tiempo pueden atenderse de manera oportuna y sin necesidad de procedimientos complicados.

En entrevista para GeeksTerra, el DR. José Rosales Rosales, Jefe de Resonancia del Instituto Neuro Cardiovascular de las Américas, nos explica la importancia de un diagnóstico oportuno sobre las deformaciones cardiacas que puede desarrollar un paciente Post-Covid, especialmente si éste no tuvo necesidad de hospitalizarse.

Los pacientes que se atendieron en casa, es decir que no pisaron un hospital para atenderse por COVID-19 pueden comenzar a notar una presión en el pecho, tener palpitaciones y dolor en el pecho o dificultades para hacer actividades físicas que antes realizaban, si se hacen estudios tradicionales como una tomografía de torax o un electrocardiograma pueden aparecer con métricas normales, pero las deformaciones están ahí y se pueden detectar a tiempo con la tecnología adecuada” señaló el Dr. Rosales

Recientes estudios sobre los efectos secundarios de la neumonía por COVID-19 demostraron que en cerca del 40% de los casos estudiados prevalece una pericarditis o una miocarditis, inflamaciones que al agudizarse exigen intervenciones médicas complejas y costosas.

“Pocos de nuestros pacientes han tenido requerimientos como el uso de un marcapasos, pero hemos tenido pacientes de 19 años que requieren de este dispositivo que estimula el corazón a causa del daño inflamatorio del momento. Las técnicas que ahora podemos usar cambian un poco la estrategia para tener un diagnóstico más certero y oportuno en un paciente que tuvo COVID-19″ indicó el Dr.Rosales.

Deficiencias de los estudios tradicionales para detectar anomalías en el corazón

Los estudios tradicionales como el ecocardiograma o la tomografía no suelen mostrar los problemas cardiacos que se desarrollan al haber padecido COVID-19 sino hasta que deformaciones como la miocarditis o la pericarditis evolucionaron como deformaciones más severas.

TC right coronary artery comparison

Un estudio publicado por el Centro para el Control de Enfermedades (CDC) indicó que más de un tercio de las personas diagnosticadas con COVID-19 en Estados Unidos no habían regresado a su estado habitual después de varias semanas de haber dado positivo.

Al hacer un estudio de Tomografía Computarizada de seguimiento, tras seis meses de haber padecido COVID-19, se reveló que el 35% de un grupo de 114 pacientes tenía anomalías que indicaban un daño permanente en los pulmones, el corazón también presenta daños que se pueden tratar a tiempo cuando se cuenta con un diagnóstico oportuno.

En muchas ocasiones las herramientas que se tienen para detectar daños en el corazón no son exactas en las métricas que proporcionan a los especialistas, ya que el factor humano interviene, por ello se ha buscado el desarrollo de herramientas con Inteligencia Artificial que permitan lecturas puntuales de la forma que actualmente tiene un órgano como el corazón.

La Inteligencia Artificial para detectar daños cardiacos post-COVID-19

La Inteligencia Artificial (IA) ayuda a la detección oportuna de afecciones cardiacas que quedan como secuela tras haber padecido COVID-19, y permite un pronóstico favorable para que los pacientes que lucharon contra la enfermedad puedan recuperar su vida normal tras un tiempo.

Philips desarrolló tecnología de ultrasonidos que permite captar imágenes del corazón con la calidad que requiere un especialista para detectar deformaciones cardiacas o pulmonares con el tiempo que requiere un paciente para recibir tratamiento oportuno.

Strain en 3D
Imagen proporcionada por el Dr. Rosales

“Estas nuevas tecnologías tienen una gran ventaja, una de ellas es la de Strain Longitudinal, que es parte del estudio de la deformación de las fibras miocárdicas, el cual nos puede evidenciar un daño cardiaco que no se puede ver con las otras técnicas y que nos da un sustento para indicar que determinados pacientes deben profundizar sus estudios con una resonancia cardiaca para dar el mejor tratamiento”, explicó el DR. Rosales.

Considerando el desconocimiento que se tiene sobre los efectos secundarios de haber padecido neumonía por COVID-19 es importante atender a los pacientes que han sobrevivido a la enfermedad varios meses después de que ya lo hicieron, no sólo para que reciban rehabilitación, sino para descartar malformaciones como las que se han detectado en órganos como el corazón.

“Es importante concientizar sobre la importancia de la creación de protocolos de seguimiento
para la atención del COVID persistente
, y apoyar la investigación de la sintomatología mediante diagnóstico que contribuya a evitar futuras complicaciones y determinar un programa de seguimiento integral para el tratamiento de los efectos a largo plazo; evitando que pacientes que fueron dados de alta regresen al hospital por alguna complicación que pudiera evitarse con un diagnóstico oportuno y eficiente.” señaló el Dr. José Rosales Rosales.

Hay ocasiones en que los estudios tradicionales en cardiología muestran un estado normal en los pacientes, pero síntomas como el dolor en el pecho o las palpitaciones son reales, por lo que un estudio como un Holter muestra la presencia de arritmias cardiacas que señalan que el paciente no miente y que hay algo que se debe atender.

Al hacer estudios con técnicas más exactas es posible ver el tamaño y funcionamiento del corazón en 3D, lo que ayuda a los cardiólogos a ver que hay daño en el corazón y la dimensión de ese daño, lo que significa una mejor atención para el paciente.

Estas evaluaciones antes se tomaban mucho tiempo, y ahora con ayuda de estas herramientas no es tardado procesar la información, y eso creo es la parte más importante” indicó el Dr. Rosales al explicar la diferencia entre lo que se dejan ver los estudios tradicionales y lo que permite ver el uso de herramientas más sensibles e IA.

Affiniti ultrasound

La IA trabaja junto con el médico para que el diagnóstico y el tratamiento de los pacientes sea oportuno, ya que esta herramienta le entrega al especialista imágenes que no tienen tantas variantes como ocurría antaño, ya que antes para tomar algunos estudios era necesaria la colocación de sensores y si éstos se movían un poco el resultado se veía alterado.

“La IA nos ofrece la disminución de la variabilidad, lo que es muy importante para nosotros, lo que significa que si hacemos el mismo estudio 100 veces al paciente, las 100 veces obtendremos el mismo resultado, lo que limita la posibilidad de que haya alguna falla en el diagnóstico” añadió el Dr. Rosales.

Antes de usar IA los médicos tenían que hacer cálculos de la función del corazón a partir de las imágenes con las que contaban, la interpretación de los estudios tradicionales se tardaba entre 30 o 40 minutos, pero ahora es posible tener un informe certero en 15 minutos.

Cabe señalar que el entrenamiento de la IA con la que funciona la nueva tecnología de imágenes de Philips para realizar estudios como ultrasonidos o tomografía computarizada duró aproximadamente 10 años.

La Tomografía Computarizada de Philips ofrece ventajas como la detección de deformaciones en el corazón que de no tratarse pueden ocasionar padecimientos graves o hasta la muerte, por ello es importante dar seguimiento a los pacientes post-covid y revisar minuciosamente a aquellos que después de haber salido de la enfermedad presentan síntomas como palpitaciones tiempo después.

comparativa corazon
Imagen proporcionada por el Dr. Rosales

La detección oportuna de las deformaciones cardiacas que ocasiona el COVID en los pacientes que no tuvieron que ser tratados en el hospital o que incluso son asintomáticos permite que se haga una pronóstico favorable respecto a la enfermedad como para atenderla con los medicamentos que suelen recetar los cardiólogos en un primer acercamiento al paciente.

El dolor de pecho es opresivo y las palpitaciones son los dos síntomas más frecuentes que deben hacer pensar al paciente que requiere evaluaciones más profundas, evaluaciones más avanzadas y descartar que tenga complicaciones a futuro. Muchos de estos pacientes son personas comunes, profesionales, amas de casa, padres, Incluso hemos tenido niños con miocarditis, pero todos con buen pronóstico”, añadió el Dr. Rosales.

Así que en caso de tener palpitaciones u opresión en el pecho, antes de considerar que se sólo se trata de ansiedad, considera la posibilidad de acudir con el médico para que revise el estado de tu corazón, especialmente si los síntomas se presentan con frecuencia.

Si padeciste COVID, considera que la presencia de palpitaciones o dolor en el pecho a la altura del corazón es un síntoma que debes atender, ya que no se trata sólo de ansiedad, siempre es mejor descartar las malas consecuencias de la enfermedad antes de continuar como si nada y dejar que las deformaciones sigan avanzando.

En caso de atenderse la persona que presenta palpitaciones y dolor puede evolucionar de una manera poco favorable. señaló el Dr. Rosales, y aunque las estadísticas indican que pocos pacientes no evolucionan favorablemente la desatención propicia un desenlace fatal para las personas y las familias.

“Lamentablemente, así como como tenemos la buena noticia de decir que el pronostico generalmente es favorable, también, existe un 10 por ciento de pérdidas que tienen una mala evolución a futuro, o sea, el 90 por ciento evolucionan bien, pero un 10 por ciento pueden evolucionar desfavorablemente ocasionando dilatación en las cavidades cardíacas y un corazón que va creciendo”.

La gran ventaja de la tecnología nueva en la toma de imágenes de órganos como el corazón es que permite a los pacientes atenderse sin que deban moverse y recorrer grandes distancias.

“Mi sueño es que los pacientes que están alejados de Ciudad de México, que tienen síntomas que necesitan una resonancia, no dejen Ciudad de Juárez, no dejen la ciudad de Guadalajara, sino que estos estudios sean revisados, desde su lugar de origen y que las imágenes puedan viajar con la utilidad del Internet.” añadió el Dr.Rosales.

El uso de herramientas como la IA o el internet permite a las familias, que deben superar la crisis dejada por el COVID-19 después de salir de él, enfrentar las secuelas de la enfermedad como las enfermedades cardiacas sin que tengan que emplear grandes recursos en moverse a otras ciudades.

Pero, esa tecnología es inútil si el paciente no señala la persistencia de malestares como palpitaciones o dolor en el pecho o si el entorno de los sobrevivientes a esta enfermedad señala que la presencia de estos síntomas varias semanas después de haber salido del COVID se deben sólo a la presencia de ansiedad.

No te diagnostiques por tu cuenta y si tienes estos síntomas cuida tu corazón acudiendo con el cardiólogo para que revise el estado de tu corazón, especialmente si sabes que padeciste COVID-19, es mejor atender cualquier deformación cardiaca pronto, eso puede evitar salidas de emergencia y visitas a las salas de urgencias por complicaciones en la salud del corazón.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *