Una historieta de Batman fue creada con IA, ¿Es el futuro de los comics?

¿La industria del cómic está en riego por la inteligencia artificial? Esta pregunta es a partir de un cómic generado con DALL-E 3

La era digital ha llegado para quedarse en todos los ámbitos de la vida, y el mundo de los cómics no es la excepción, ¿Pero a qué costo?

En internet se ha vuelto viral un cómic de 4 paneles de Batman, que fue «Creado» por un fan, utilizando DALL-E 3, un modelo de Inteligencia Artificial (IA) avanzado para obtener imágenes.

En las viñetas podemos apreciar una variante del cómic «Una Muerte en la familia». La IA generó los diálogos, ilustraciones y el diseño de página de manera automática, dando vida a una narrativa visual.

Sin duda alguna, el resultado obtenido es bueno, pero la palabra final la tienen los usuarios y consumidores que verán en las «Creaciones» de la IA algo por lo que se debe pagar o bien darán preferencia a la imaginación y trabajo humano.

Este experimento hizo que usuarios en redes sociales se dividiera en 2 grupos. Por un lado, están aquellos que aplauden la capacidad de la IA para crear contenido creativo de manera eficiente y el otro que este tipo de tecnología quitará el empleo a los verdaderos artistas.

La IA libera la creatividad

Los que se encuentran a favor del uso de IA para tareas creativas argumentan que esto podría revolucionar la industria del cómic, permitiendo a los autores y artistas centrarse en aspectos más creativos, mientras que la IA se encarga de las tareas más repetitivas.

Para poder aceptar a cabalidad este argumento, sólo es necesario pensar en la cantidad de horas que un creador de cómic debe invertir para dibujar detalladamente a un personaje en los distintos momentos en los que éste va apareciendo en la historia.

Con IA los creadores de cómics pueden concentrarse en el argumento de los mismos y en la creación de nuevos personajes que se verán replicados en cada panel sin necesidad de invertir horas y horas en trabajo que los dibujantes pueden simplemente corregir para añadir los detalles.

La IA no crea, sólo destruye empleos

Por otra parte los detractores del uso de IA en trabajos creativos, se muestran escépticos y preocupados por el uso de la IA en la creación de contenido con derechos de autor.

Para poder pensar en los supuestos beneficios de la IA en la producción de obras originales es necesario distinguir lo que es creativo y lo que no dentro de la industria de los cómics, ya que queda a la vista que la IA trabajó sobre un personaje y una historia ya existentes, en el caso de este cómic de Batman.

Los detractores de la IA argumentan que esto podría desplazar a los creadores humanos, erosionar la originalidad y contribuir a la pérdida de empleos en la industria del cómic, lo que no deja de ser preocupante.

Recordemos que no hace mucho se desató una huelga de escritores en Hollywood debido al uso de IA para abaratar su trabajo creativo, lo que da un antecedente para el empleo de este tipo de tecnologías en todo lo que involucra al arte y a la tarea de pensar cómo mostrar al público un aspecto de la vida que suele pasar desapercibido hasta que el artista lo hace notar.

Además, se plantean interrogantes éticas sobre la propiedad intelectual y el reconocimiento a los artistas que han trabajado duro durante décadas para dar vida a estos icónicos personajes, como en el caso de Batman, creado en 1939 por Bob Kane y Bill Finger.

¿IA como el futuro de los cómics?

La pregunta que surge es si la creación de cómics mediante la IA es el camino a seguir, es necesario plantearse los problemas éticos que supone el uso de estas herramientas, tratar de distinguir qué es lo repetitivo en el trabajo creativo y eso a lo que llamamos repetitivo no es en realidad la colocación de detalles que sólo el artista puede lograr mediante su maestría.

También es importante reflexionar en no satanizar todo lo nuevo por el simple hecho de que llega a facilitarnos el trabajo, sería como si Miguel Ángel se hubiera negado a usar el cincel para producir sus esculturas.

Lo anterior, partiendo del supuesto de que lo ideal es usar herramientas de la edad de piedra en lugar de instrumentos más precisos para mostrar al mundo lo que se desea mostrar, y ese tipo de retrocesos resulta inadmisible para dar rienda suelta a la imaginación.

El futuro sobre el uso de IA depende en última instancia del valor que los consumidores den a los cómics creados con la artificialidad de los algoritmos.

Que es lo que prefieres y que perdure en el mercado depende de lo que valoras más como consumidor ¿Qué te gusta más la artificialidad de un producto hecho con base en creaciones anteriores, o la originalidad de los detalles que sólo el trabajo humano puede dar?

Contenido Relacionado

Deja el primer comentario